Alerta epidemiológica por brotes de infección por microorganismos resistentes relacionados con el turismo médico

23 abril, 2019

Ante el incremento de brotes causados por microorganismos resistentes relacionados con el turismo médico, la Organización Panamericana de la Salud/Organización Mundial de la Salud (OPS/OMS) orienta a los Estados Miembros a fortalecer la capacidad de detección y manejo de infecciones ocasionadas por microorganismos resistentes en pacientes que viajaron para ser atendidos en un país diferente del que […]

Ante el incremento de brotes causados por microorganismos resistentes relacionados con el turismo médico, la Organización Panamericana de la Salud/Organización Mundial de la Salud (OPS/OMS) orienta a los Estados Miembros a fortalecer la capacidad de detección y manejo de infecciones ocasionadas por microorganismos resistentes en pacientes que viajaron para ser atendidos en un país diferente del que residen. Al mismo tiempo, la OPS/OMS les urge a implementar medidas preventivas para reducir las infecciones asociadas con la atención de salud
en todos los niveles del sistema de salud.

Introducción
En los últimos años, en la Región de las Américas, se notificaron varios brotes causados por bacterias multirresistentes, algunos de ellos relacionados con la atención de salud. En el marco de la implementación del Plan de Acción sobre la resistencia a los antimicrobianos se tiene previsto reducir la incidencia de este tipo de infecciones.
Si bien la mayoría de los pacientes busca atención de salud en el país en que reside, existe una proporción cada vez más creciente de personas que viajan para recibir cuidados médicos, dentales o quirúrgicos por razones de costo, acceso o calidad de atención. Esta práctica se conoce como turismo médico o turismo de salud.
Aunque existen pocos estudios publicados sobre el número de personas que buscaron atención de salud por fuera de su país de residencia, se estima que solo en Estados Unidos la cifra de pacientes se incrementó de 750.000 a 1,4 millones en un período de 10 años (2007 a 2017). Algunas de las principales motivaciones para buscar atención médica fuera del país de residencia incluyen el bajo costo, evitar largas listas de espera y la posibilidad de acceder a procedimientos que no están disponibles en el país de origen. Entre los tipos de procedimientos, las intervenciones
relacionadas con cirugía estética y cosmética representan la mayor proporción, seguidas de los trasplantes de órganos, cirugía cardíaca, odontología, procedimientos articulares, cirugía bariátrica o técnicas de reproducción asistida.
Este tipo de atención médica puede representar un riesgo tanto para la salud pública como para la vida del paciente en particular. Entre los riesgos relacionados con la salud pública, se incluye la diseminación y ocurrencia de brotes por microorganismos resistentes; lo cual a su vez suele estar relacionado con prácticas subóptimas para la prevención de infecciones asociadas a la atención de salud (por ejemplo, esterilización inadecuada del material, reutilización de jeringas) y la epidemiología local de las resistencias, en cercana relación con el uso inadecuado de antimicrobianos.

Situación en las Américas
A continuación, se listan algunos brotes causados por microorganismos resistentes, los cuales estuvieron relacionados con la atención de salud recibida en un país diferente al de residencia del paciente. En 2010, se reportó en Estados Unidos el aislamiento de tres enterobacterias que portaban el gen de resistencia NDM-1 a partir de muestras de tres pacientes que habían recibido atención médica en India.
− En 2012, se documentó un brote por bacterias gram-negativas multirresistentes productoras de carbapenemasa (Klebsiella pneumoniae, Escherichia coli y Acinetobacter baumannii) en un hospital en Alberta, Canadá. El caso índice fue un paciente que había recibido atención médica en India.
− En febrero de 2019 se notificó un brote de infecciones de herida quirúrgica causada por Pseudomonas resistente a antibióticos carbapenémicos, productora de una metalo-betalactamasa codificada en integrón descrito por primera vez en Verona, Italia (VIM-CRPA) en 20 pacientes (16 confirmados y 4 sospechosos) de nueve estados de Estados Unidos que habían sido sometidos a cirugía bariátrica en un hospital de Tijuana, México. De los 20 casos, dos fueron notificados retrospectivamente y correspondían a pacientes cuyas muestras se tomaron en 2015 y 2017; mientras que en los 18 casos restantes, las muestras se tomaron entre setiembre de 2018 y enero de 2019. En 17 casos en que la información sobre edad y sexo estaba disponible, 14 (82%) eran mujeres con edades comprendidas entre 29 y 62 años.

Orientaciones para las autoridades nacionales
A continuación, se encontrará un listado con las principales orientaciones respecto a vigilancia, diagnóstico por laboratorio, manejo de casos, prevención y control de infecciones, relacionados con brotes de microorganismos resistentes relacionados con turismo médico o turismo de salud.

Vigilancia
El establecimiento y fortalecimiento de la vigilancia es fundamental para la identificación de los factores de riesgo y la aplicación de las medidas correspondientes de salud pública. Para ello se recomienda:
• Incentivar a los profesionales de la salud para la rápida detección de infecciones en pacientes que fueron sometidos recientemente a procedimientos quirúrgicos o fueron hospitalizados fuera del país de residencia; así como también la rápida notificación a las autoridades competentes.
• Conducir una rápida investigación de brotes ante la detección de los primeros casos de infecciones relacionados con la atención de salud. Diseminar la información obtenida, implementar las medidas de prevención y control correspondientes y realizar recomendaciones para alertar a los trabajadores de salud y tomadores de decisiones, en todos los niveles. Comunicar los hallazgos de manera inmediata a las autoridades competentes del país donde probablemente se adquirió la infección.

Diagnóstico por laboratorio
Los laboratorios de microbiología son esenciales para la detección del agente causal de la infección y su perfil de resistencia, por lo tanto, se recomienda:
• Aplicar, a nivel de los laboratorios de referencia nacionales, el protocolo regional para la detección de resistencias y referencia de cepas en caso de sospecha.
• Entrenar a los laboratorios clínicos en la detección de patógenos relacionados con la atención de salud más comúnmente adquirida en destinos internacionales.
• Garantizar la capacidad de los laboratorios clínicos para detectar, confirmar mecanismos de resistencia prevalentes en el país y también los importados como consecuencia de atención de salud en el exterior, así como para la búsqueda de alternativas de tratamiento de patógenos resistentes en los casos que se requiera.
• Fortalecer las capacidades de los laboratorios de referencia nacional para la caracterización de los mecanismos de resistencia y para la realización de técnicas de epidemiología molecular que permitan rápidamente caracterizar los aislamientos recuperados del brote y compararlos con posibles emergencias de cepas relacionadas al mismo evento en otros países.
• Diseminar los hallazgos rápidamente a través de las redes de laboratorio existentes para alertar sobre la posible aparición de otros casos a nivel nacional junto con claras recomendaciones para su detección.

Manejo de casos
Los proveedores de atención médica deben considerar el posible diagnóstico de infecciones por microorganismos resistentes en aquellos pacientes que presentan infecciones del sitio quirúrgico que no responden al tratamiento antimicrobiano estándar. La toma de muestra microbiológica adecuada, según la presentación clínica, y su procesamiento en el laboratorio de microbiología resulta esencial para confirmar la sospecha de patógenos resistentes y guiar el tratamiento antimicrobiano. Estos regímenes de tratamiento varían según la gravedad y ubicación de la infección, las condiciones clínicas subyacentes y los resultados de las pruebas de sensibilidad ante antimicrobianos específicos.

Prevención y control de infecciones relacionados con la atención de salud
El cumplimiento de los estándares en la prevención y control de infecciones es clave para prevenir la aparición
y diseminación de infecciones causadas por microrganismos resistentes. A continuación, un resumen de las principales medidas que deben ser implementadas.
• Asegurar la adecuada higiene de manos.
• Implementar las recomendaciones para la prevención de las infecciones de herida quirúrgica.
• Limpiar, descontaminar y esterilizar todos los equipos y dispositivos médicos de acuerdo a las directrices vigentes.
• Implementar medidas de precauciones de contacto en aquellos pacientes infectados o colonizados con microorganismos resistentes.

 

Fuente: Organización Panamericana de la Salud
16 de abril de 2019