Perú – Día del Pollo a la brasa

21 julio, 2019

El tercer domingo del mes de julio (21 de julio), se celebra en el Perú el Día del Pollo a la Brasa, un reconocimiento a uno de los platos más representativos y de mayor consumo de la gastronomía peruana.​ Es el día en el cual se hace un reconocimiento a este plato tradicional peruano, que se ha convertido en […]

El tercer domingo del mes de julio (21 de julio), se celebra en el Perú el Día del Pollo a la Brasa, un reconocimiento a uno de los platos más representativos y de mayor consumo de la gastronomía peruana.​ Es el día en el cual se hace un reconocimiento a este plato tradicional peruano, que se ha convertido en uno de los productos gastronómicos más consumidos del país y ofrecidos también, en muchos restaurantes del mundo.

El año 2010, mediante la Resolución Ministerial 0441-2010-AG,​ el Ministerio de Cultura, que el 2004 lo había declarado Patrimonio Cultural de la Nación,​ resolvió declarar el Día del Pollo a la Brasa con el fin de homenajear a un “ícono” de la gastronomía peruana y promover su consumo tanto en el Perú como en el extranjero.

Este potaje oculta una historia muy sabrosa que empezó el año 1949 en la zona de Santa Clara, en el distrito de Ate, donde Roger Schuler inauguró ‘La Granja Azul’, el primer establecimiento que ofreció este delicioso plato.

Shuler formuló la receta de este plato observando a su cocinera preparar pollos de una manera diferente. Luego, crearía su famoso restaurante gracias a la ayuda de Franz Ulrich, quien ideó el horno con barras giratorias.

Se dice que inicialmente su consumo iba dirigido a las clases altas, pero actualmente todos podemos disfrutar del pollo a la brasa. Y es que en cada rincón del Perú y en muchos lugares del mundo, existen establecimientos que lo ofrecen y tiene a decenas de personas disfrutando de su sabor.

Consumo interno

Las estadísticas sobre la oferta y la demanda del pollo a la brasa hablan de la aceptación masiva de este producto dentro y fuera del Perú. Actualmente ha logrado posicionarse como el platillo favorito de las familias peruanas al momento de salir a comer, incluso por encima del ceviche.​ Por su masiva aceptación y amplia trayectoria, se incluye desde el 2010 al pollo a la brasa en el cálculo de la canasta básica familiar por Instituto Nacional de Estadística e Informática (INEI).​ Asimismo, según las cifras que brinda el Ministerio de Agricultura, se sabe que la producción mensual para el consumo nacional es de 44 millones de pollos, de los cuales 8 millones son destinados a los restaurantes especializados en la preparación del “plato bandera” peruano, como también se le conoce.

El boom de la gastronomía peruana

Parte del crecimiento sostenible del Perú en los últimos años se debe al impacto inmediato del sector gastronómico en su economía, que según la Sociedad Peruana de Gastronomía (Apega), ha llegado a superar el ritmo de expansión del Producto Bruto Interno(PBI).​ El reflejo de este “boom” se aprecia en las grandes cifras registradas en ventas de los restaurantes peruanos; el creciente número de establecimientos gastronómicos y la oportunidad de empleo que estos negocios generan.

El impacto inmediato del “boom” le ha permitido al pollo a la brasa peruano traspasar fronteras y llegar al paladar de miles de comensales en todo el mundo. Con ello, ha logrado posicionarse como un símbolo tradicional de la gastronomía del Perú, y ser elegido por los visitantes extranjeros como elemento favorito dentro del menú.

El pollo a la brasa ha logrado posicionarse como uno de los platos favoritos en el gusto de los peruanos, habiendo sido creado en el sector popular y hoy es una delicia de exportación en las mesas de todo el mundo.

El pollo a la brasa es un ícono cultural peruano. El Instituto Nacional de Cultura del Perú, mediante resolución directoral, reconoció al pollo a la brasa como «Patrimonio Cultural de la Nación».

Desde el 2010 se celebra el Día Nacional del Pollo a la Brasa, una fecha que reconoce a este plato como el tercero más representativo de la gastronomía nacional, después del ceviche y la pachamanca.

Si bien desde el 2004, el pollo a la brasa ha sido reconocido como una Especialidad Culinaria por el Instituto Nacional de Cultura, desde hace más de seis décadas es un símbolo de la identidad peruana. La receta original contenía un aderezo producto de la mezcla de ají panca, sillao, huacatay, sal y pimienta. En la actualidad, cada restaurante le añade un ingrediente especial y se adapta al gusto y a la demanda de los consumidores.

Día del Pollo a la brasa: Cada familia peruana consume 24.4 kilos de este pollo al año

El 20% de la producción local de pollos se destina a las pollerías que ya suman más de 40,000 en todo el país.

Día del Pollo a la Brasa: ¿Final de Rusia 2018 cambiará estilos de consumo?

Una pollería con un aforo promedio de 100 personas puede tener un ingreso de S/ 400,000 a S/ 450,000 al