Nota Editorial N° 13

16 octubre, 2019

Hoy hace un año decidía fijar posiciones u opinar sobre temas del sector en Notas Editoriales, como lo hice durante casi seis años hasta 2017, acerca de la actividad o sobre lo publicado en el último periodo mensual. Celebro con gran satisfacción que un Grupo como el de Las plumas ala en Facebook, que solo […]

Hoy hace un año decidía fijar posiciones u opinar sobre temas del sector en Notas Editoriales, como lo hice durante casi seis años hasta 2017, acerca de la actividad o sobre lo publicado en el último periodo mensual.

Celebro con gran satisfacción que un Grupo como el de Las plumas ala en Facebook, que solo tenía 700 integrantes hace poco más de dos años, hoy se aproxima al número de 4.100 integrantes.

Veo con satisfacción el intercambio maduro de diferentes puntos de vista, con total respeto por posiciones que algunas veces, mueven a controversia. Me estimulan los comentarios favorables, que se lleven los artículos y que pongan “me gusta”. Lamentablemente a un artículo lo tomé de una fuente nada fidedigna que motivó que dos de los integrantes del Grupo, gente que considero amiga aunque no les conozca personalmente, mostraran su inconformidad. Voy a ver si puedo implementar un servicio de corresponsales, pero como este es un aporte al sector sin remuneración alguna, nada puedo ofrecer desde el punto de vista dinerario.

En este periodo mensual que tenemos para ver, hay un hecho que se destaca por sobre todos en el sector y es todo lo relativo a las celebraciones, con motivo del Día Mundial del Huevo. Como ex-integrante del Comité Ejecutivo del Instituto Latinoamericano del Huevo (ILH), integrante de CAPIA y anteriormente de la Asociación de Productores de Huevos (APROHUE), he estado comprometido siempre con este producto nutricional destacado, de gran aporte a la alimentación mundial.

Vemos como todos los países han realizado actividades excelentes a favor del huevo, pero hay una con la que habrá quienes coincidan conmigo, que es el trabajo que hicieron con niños chicos desde el Instituto Ovos Brasil (IOB).

También se llevó a cabo el Congreso Latinoamericano de Avicultura, del que guardo grandes recuerdos por haber sido participante en el Primero y ser el que asistió a la mayor cantidad de estos Congresos (1970, 1977, 1981, 1987, 1989, 1993, 1995, 1997, 1999, 2001, 2003, 2005, 2007, 2009, 2011, 2013, 2015 y 2017). Y recordando el pasado, para saber de dónde se viene, esta mi salida con muestras de total desagradecimiento por el Comité Técnico Científico, que creara con mi experiencia a mi propio costo, hasta que lo ejecutara como rentado. Unas veinte personas presentes en aquella última reunión del CTC para mí, me despidieron con un aplauso, espontaneo y de pié. Nadie más se enteró porque obligaron a no difundir el hecho, digo obligaron porque pedí por la omisión y me dieron explicaciones, de nivel extremadamente inferior para justificar me negaran.

Se decidió cambiarle el objetivo del Comité, para que dejara de tener función técnico científica y pasara a ser funcional a algunos burócratas que nada tienen que ver con el motivo para el que fue creado y por otra parte, declaran que su objetivo como Organización es mantener el estatus sanitario de la región.

En este “volver a empezar”, todas las expectativas están puestas en la Segunda Jornada Avícola que con gran satisfacción podemos afirmar, avanza muy bien. Creemos que como en la Primera Jornada, las actividades y asistencia, van a ser muy satisfactorias. Estaremos informando el Programa en los días próximos.

También estaremos informando detalles de una oportunidad nueva para técnicos, profesionales y gente de la avicultura a llevarse a cabo muy posiblemente, en Marzo del año próximo. Se trata de un viaje a Israel a recibir información y realizar visitas guiadas en temas avícolas relacionados con el pollo de engorde, que si bien no se deben rendir exámenes, se podrá contar con el certificado correspondiente.

Hablando de actividades programadas para 2020, podemos adelantar la posibilidad de estar en IPPE y casi seguramente en el Congreso Latinoamericano de Avicultura y Nutrición a llevarse a cabo en Miami, en el mes de Octubre,

Con afecto hasta el mes próximo

Isidro Molfese